+34 981 784 955 Horario: lunes a viernes 9:30 a 19:30 sábados de 10:00 a 14:00 info@rallycar.es
{mosimage} 
 
En el Rallye de Ourense volvieron a verse las caras dos pilotos Rallycar: Pedro Burgo y Alberto Hevia. El objetivo de ambos, la Copa de España de Grupo N. Si hasta el momento el piloto asturiano había sido capaz de plantarle cara a Burgo, en Ourense el piloto lucense sería quien inclinase finalmente la balanza de su lado.

Y eso a pesar de que los precedentes no eran los más propicios para un Pedro Burgo que en los últimos años había visto como se le atragantaba la prueba ourensana. Con unos problemas mecánicos en el primer bucle, el fantasma de pasadas ediciones se hizo presente. Pero esta vez el equipo supo sobreponerse a las adversidades. Tras el paso por la primera asistencia los problemas se solventaron y los hermanos Burgo empezaron a recortar diferencias gracias en parte a los compuestos de Hankook que se mostraron tremendamente competitivos en esta prueba de Ourense. Así las cosas los lucenses lograron terminar primeros de la Copa de España de Grupo N, siendo el primer Mitsubishi y sólo superado por los vehículos S2000 y GT, netamente más competitivos. Aun así, Burgo finalizaría en una muy meritoria quinta posición.
 
{mosimage} 
 
Hevia llegaba tras lograr dos victorias consecutivas lleno de moral, aunque sabiendo que en Ourense los pilotos gallegos no se lo iban a poner nada fácil. Y así lo pudo comprobar en los primeros tramos, en donde veía inalcanzable a Pedro Burgo. Con este panorama, el poleso prefirió centrar sus esfuerzos en asegurarse el primer puesto en la Mitsubishi EVO Cup, que lo sitúa en una posición casi inmejorable de cara al triunfo final. Aun así, su ritmo constante le permitió alcanzar la sexta plaza en la general, siendo al final solamente superado por Pedro Burgo.
 
{mosimage} 
 
En lo tocante a la Copa Suzuki Swift, una vez hay que destacar la alta fiabilidad de estos vehículos, llegando la práctica totalidad de ellos hasta la meta de Ourense, a pesar de tratarse este de un rallye muy exigente en cuanto a la mecánica de los vehículos. El piloto de Sada, Esteban Núñez, sería esta vez quien se mostrase intratable durante toda la prueba, logrando la casi totalidad de los scratchs en juego y resarciéndose de esta forma del discreto papel realizado en Cantabria en donde un pinchazo en el primer tramo le impidió poder optar a una mejor clasificación. Segundo en Ourense sería el catalán Marc Jiménez, seguido muy de cerca por Gorka Antxustegi y Aquilino Sánchez, todos ellos en un margen muy estrecho de tiempo, demostrando que esta copa ofrecerá mucha emoción a lo largo de la temporada.