+34 981 784 955 Horario: lunes a viernes 9:30 a 19:30 sábados de 10:00 a 14:00 info@rallycar.es

{mosimage}

 

Los resultados obtenidos este fin de semana por los diferentes pilotos de Rallycar en el Rallye Cantabria Infinita pueden calificarse de excelentes en líneas generales. Teniendo en cuenta el nivel de los equipos participantes en esta prueba, que llegaron a superar el centenar, lo conseguido por los distintos pilotos que defienden el nombre de Rallycar debe valorarse muy positivamente. La prueba resultó muy dura y competida en todo momento, con varios tramos neutralizados y otros atrasados. Y sobre todo con la presencia de la lluvia en los últimos tramos del día que añadieron más emoción todavía a la clasificación general.

 

Para Alberto Hevia y Alberto Iglesias, la prueba cántabra suponía su debut este año en el Campeonato de España. Los asturianos salían a bordo de un Mitsubishi EVO IX en lo que ellos mismo han denominado una temporada de transición con vistas a volver a subirse el año que viene en un S2000. A pesar de los pocos quilómetros realizados con este nuevo coche, el de Pola de Siero mostró sus grandes dotes al volante. Desde un principio Hevia se situó entre los primeros clasificados de la general, liderando con autoridad la Mitsubishi EVO Cup. El asturiano al final del rallye se quedaría a un paso del podium, logrando la cuarta plaza en la general y el primer puesto tanto en la Copa de España de Grupo N como en la Mitsubishi EVO Cup. Berti pelearía por el tercer puesto hasta el último tramo, pero no lograría asaltar el último escalón del podium final.

 

{mosimage}

Por lo que se refiere a los hermanos Burgo, estos también completarían un buen rallye. Los de Lugo se mostraron muy regulares durante toda la carrera, aunque no fueron capaces de seguir el ritmo marcado en los primeros tramos de la mañana por Hevia, conformándose en la tarde a mantener su quinta posición en la general. Los de Café Candelas también lograrían la segunda posición en la Copa de España de Grupo N, manteniéndose de esta forma entre los primeros clasificados.

 

{mosimage} 

 
El estreno de la Copa Suzuki Swift en el Campeonato de España no pudo ser mejor, de los dieciséis Swift inscritos, quince alcanzaron la meta situada en la playa del Sardinero de Santander. En una prueba tan exigente como fue la de Cantabria, el alto número de vehículos que llegaron hasta la meta da una idea de la alta fiabilidad de los Suzuki Swift y que es una de sus principales armas. La victoria fue para Gorka Antxustegi quien demostró un gran ritmo durante todo el rallye, marcando seis scratchs. Hay que recordar que la Copa Suzuki Swift bonifica con puntos extras a los pilotos más rápidos en los tramos. El segundo clasificado fue Marc Jiménez a 1:16,9 mientras que Aitor Fernández no pudo contener el empuje de Antxustegi y Jiménez, teniendo que contentarse con la tercer plaza a 10,5 segundos de Jiménez.